La lluvia

La Habana cuando llueve se detiene. Al menos a mí esos días me devuelven una ciudad triste en cada charco. Pero una tristeza melancólica, como si en cada gota de agua hubiera una historia minuciosa.

“La lluvia es una cosa que sin dudas sucede en el pasado”.

Recuerdo a Borges desde una parada de ómnibus mientras veo arreciar el aguacero a chaparrón. Y ante la sinfonía del agua rompiéndose en la calle, tienes apenas tiempo para percatarte de la gente.

Todos se guarecen en el mismo sitio, amontonados, apretados. “Miedo a la lluvia”, pienso.

Pero aquellos dos ya se han tomado de la mano y bajo el temporal de esta tarde, que a mi me devuelve una ciudad triste, se besan, se empapan de lluvia y felicidad.

 

Anuncios

10 comments

  1. Bonita crônica, Lisandra. Porém, minha relação com a chuva é diferente. Sou do semiárido nordestino, no Brasil, região quase desértica. Lá, quando chove, ficamos alegres e maravilhados. Toda chuva antecede a um grande carnaval.
    Tarzan Leão — tarazanleao@me.com

  2. Desde niño, para mi la luvia es una fiesta. Lo triste de La Habana es el calor abrazador y uno sin la disponibilidad eqconómica de tomar algo helado.

  3. Si publicas un anuncio en prensa mundiial ” Regalo lluvia Habanera” recibirás tantos pedidossss mundiales de personas que padecen sed cronica/desesperada !

  4. TODO DEPENDE CON EL PRISMA CON QUE SE VEA, PARA “AQUELLOS DOS” ERA UN MOMENTO ESTUPENDO, PARA UD , ERA UN MOMENTO TRISTE, MUY SENTIMENTAL Y BELLO ESCRITO , GRACIAS

  5. creo que lo todo lo que quiere reflejar es que siempre existirá el amor aun cuando las condiciones no sean las mejores porque para amar solo basta que otro corazón lata por ti

  6. jajajajaj me gusta la crónica y me gusta la lluvia. Verla caer me produce una sensación muy buena, sin embargo trato de no mojarme nunca, porque increiblemente llueve en Guantánamo jajajaja y yo con alergia, asma y gripa…En estos días de tanto frío y lluvia, estoy acatarrada, sin emabrago no dejo de apreciarla, la se beneficiosa. En casa de mi abuela, en el campo se sentía genial el olor a tierra mojada y las gotas repicando en las tejas de cinc uhhhhhhhhhh era un espéctaculo único…recuerdo hermoso de mi niñez…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s